La Coctelera

The Watcher and The Tower

Blog acerca de cómics, libros, música y lo que tenga a bien su autor.

22 Octubre 2010

Música: The Mathematician's Air Display, de Pekka Pohjola.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

            Pekka Pohjola era un genio. Sí, no lo conocía ni dios. Pero lo era. Surgió del frío finés para ser partícipe de uno de los mejores momentos de la historia del rock: los primeros años de la Virgin, discográfica cimentada en el inesperado éxito de Tubular Bells y que se convirtió por un cúmulo de circunstancias en un laboratorio de desbordante creatividad en el que muchos de sus músicos en nómina colaboraban entre sí, apareciendo frecuentemente en los álbumes de otros. Es la época dorada del mejor Mike Oldfield, del estallido de esa cantera de excelentes músicos que fue Gong, y de los discos progresivos de David Bedford. Y es también la época de Pekka Pohjola.

            Este Mathematician's Air Display, publicado en 1976, es uno de los frutos más impresionantes de aquel momento, obra de un compositor maduro que se alejaba un tanto de su estilo para acercarse al del rock sinfónico que entonces respiraba la Virgin. Coprodujo el álbum junto a Oldfield, que también tocó guitarra y mandolina en casi todos los temas. Además, contó con la etérea voz de Sally Oldfield y con la percusión del enorme Pierre Moerlen, quizás el mejor percusionista del progresivo. El resultado es, claro, brutal. No es mitomanía: es que escuchar en un mismo tema a Oldfield en estado de gracia, en el punto culminante de su técnica, a Moerlen y a Pohjola, que es un animal con el bajo, no tiene precio.

            Desde la pastoral Hands Straighten the Water hasta las más enérgicas The Mathematician's Air Display y las dos partes de The Consequences of Head Bending, Pohjola demuestra que es un compositor excepcional. Son temas complejos, profundos, oscuros. La guitarra de Oldfield apunta momentos de cierta épica, que resaltan más aún en el tono predominante. Y por supuesto, destaca el bajo de Pohjola, capaz de hacer cosas con él increíbles, especialmente en la segunda parte de The Consequences... Es uno de los mejores y más versátiles bajistas que he oído nunca, simplemente. Capaz de transmitir el mismo abanico de sensaciones que Oldfield con la eléctrica, Pohjola hace gala de una técnica depuradísima que lleva al instrumento mucho más allá de mero elemento rítmico y que debería hacer enrojecer a muchos otros bajistas que van por la vida de estrellas de grupos de rock en los que apenas se les escucha.

            Eran otros tiempos, unos en los que esta maravilla que soporta mil escuchas sin que aburra, llena de matices y de momentos espectaculares, podía ver la luz. Tampoco es que fuera un exitazo, no nos engañemos, pero sí tuvo cierta repercusión. Fue un momento fugaz. Pohjola tuvo el buen juicio y la suerte de, pasado el momento de gloria, retirarse de los focos. Eligió, como David Bedford, como muchos otros músicos de entonces, seguir haciendo lo que le viniera en gana sin rendir cuentas al mercado. Los Yes, Genesis, Emerson, Lake and Palmer, o el propio Oldfield, presionados por el éxito y la necesidad de seguir siendo mainstream, tuvieron que ceder y cambiar de fórmula, simplificar su música para ofrecer singles y canciones de corte pop. Fue una opción respetable, dado que lo que hicieron a partir de entonces fue hecho con profesionalidad, pero de vez en cuando, gusta fijarse en esa cara oculta del rock, el territorio donde se exilió otra casta de músicos, una que renunció a la fama para hacer, siempre, la música que les saliera de los huevos. Pohjola tiró al jazz fusión, con resultados impresionantes. Y murió, prematuramente, hace dos años; nos deja, al menos, un legado musical único y genuino.

servido por The Watcher 2 comentarios compártelo

2 comentarios · Escribe aquí tu comentario

blog

blog dijo

Amigo,Oldfield también toca en este disco flauta y percusiones en algunos temas.

22 Octubre 2010 | 11:49 PM

The Watcher

The Watcher dijo

Cierto, se me pasó comentarlo.

22 Octubre 2010 | 11:51 PM

Escribe tu comentario


Sobre mí

Avatar de The Watcher

The Watcher and The Tower

España
ver perfil »
contacto »

Fotos

The Watcher todavía no ha subido ninguna foto.

¡Anímale a hacerlo!

Buscar

suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):

¿Qué es esto?

Crea tu blog gratis en La Coctelera